En 1999 la canción "Nookie" de Limp Bizkit que se reproducía en todos lados. No era tan grave como "Despacito", por supuesto, pero podía llegar a saturar. Imaginen tener esa canción atorada en el reproductor de su auto. Esa es la premisa de un nuevo anuncio de Carmax, con un cameo autocrítico de nada menos que el propio Fred Durst.



La agencia McKinney creó el clip que muestra a una madre derrotada conduciendo con sus hijos al ritmo de esta canción, mientras la voz en off revela: "Harías cualquier cosa para deshacerte de este auto, pero quién lo compraría", con un reproductor de CD que está atascado reproduciendo Limp Bizkit? "

Mientras la mujer mira hacia una intersección, incluso Fred Durst cruzando la calle con una bolsa de víveres parece desconcertado. "Solo véndelo a CarMax. Compraremos cualquier automóvil, incluso este", continúa la narración, intentando vender el punto de que están abiertos para el negocio, incluso en vehículos en los que se podría cuestionar su valor. "Porque así es como debe ser", concluye el anuncio con la frase de Carmax.

"Nookie" se convirtió en el primer sencillo de Limp Bizkit en aparecer en el Billboard Hot 100. Alcanzó el puesto número 6 en la lista Mainstream Rock y el número 3 en la lista de canciones alternativas, mientras disfrutaba de su mayor éxito en MTV, donde regularmente era un video número en el programa diario de cuenta regresiva TRL. Como primer sencillo, también ayudó a impulsar a Limp Bizkit a una certificación de platino siete veces por la RIAA. También fue nominado al Mejor Grammy de Hard Rock Performance.

Con tecnología de Blogger.