En una entrevista con el sitio Vulture (que se puede leer haciendo clic acá) el frontman de Slipknot, Corey Taylor, dio su opinión sobre cuánto esfuerzo hay que poner para mantener tantos las relaciones de amistad como de negocios durante tanto tiempo cuando hablamos de una banda de nueve miembros.

Taylor respondió: "Lo mejor acerca de los negocios es que siendo que somos de Iowa, todo tiene sentido. Haces el trabajo y recibes una paga. Eso es bastante directo. Dividimos las ganancias del merchandising en partes iguales, y lo mismo hacemos con las ganancias de los recitales. Hacemos todo por partes iguales. Y si estamos trabajando para lo mismo, entonces todo tiene sentido. Siempre estamos cuidando unos de otros. Incluso ahora que somos más viejos, nuestras razones para seguir haciendo música y continuar con todo esto son las mismas. Es una de esas cosas con las que si nuestro razonamiento para hacerla hubiera cambiado, entonces la banda no hubiera durado tanto tiempo. Pero, y obviamente no puedo hablar por todos en la banda, sé que los que están desde el principio todavía están tratando de hacer la mejor música posible. Así que cuidamos unos de los otros".



Cuando se le preguntó cuánto afecto al balance de la música el cambio de músicos, Corey dijo: "No es que hayamos cambiado un equipo de béisbol. Obviamente que cuando perdimos a Paul [Gray, bajista] necesitamos a alguien para reemplazarlo. Separarnos de Joey [Jordison, baterista] fue duro, pero Jay [Weinberg] hace su trabajo de manera más que adecuada. Cuanto menos diga de [el ex percusionista] Chris [Fehn], mejor, quedemos en eso. Pero el núcleo creativo de la banda todavía está. Tienes a dos de los mejores guitarristas del mundo, Jim [Root] y Mick [Thomson]. Y una de las mentes más creativas del mundo con Clown [Shawn Crahan, percusionista]. Así que nunca fue un problema de que nunca fuera a suceder. Y honestamente, todo se redujo a si queríamos hacerlo o no, y cuando nos dimos cuenta de que lo hicimos, ya estaba todo hecho".

Chris Fehn demandó a Slipknot en marzo, alegando que no se le había compensado de manera apropiada por los años de gira y grabaciones junto al grupo. Fehn, miembro de la banda desde 1998, había sido echado de la banda a principios del año.



Fehn demando a los líderes de la banda, Corey Tarlor y Shawn Crahan; al mánager de negocios de Slipknot, Robert Shore; y a seis empresas, acusando a la compañía de Robert Shores, Rob Shore & Associates, Inc., de manejar a la banda de manera tal de enriquecer a Crahan y a Taylor "de manera desproporcionada con respecto a los esfuerzos e intereses indivisibles del resto de los miembros".

Fehn alegó en su demanda que se le había dicho que todas las ganancias de la banda se habían dirigido a una compañía que dividía el dinero entre los miembros del grupo. Pero alegó que recientemente había descubierto la existencia de otras entidades de negocios relacionadas con Slipknot a través de las cuales los otros miembros estaban recibiendo más dinero.

Fehn acusó específicamente a Crahan y a Taylor de acordar negocios deshonestos y demando un análisis de contaduría forense de las compañías y bienes de la banda, de manera que pudiera recibir las ganancias y las compensaciones de daños y perjuicios que él cree que le deben.



Poco después de que la demanda, Slipknot despidió a Fehn en una declaración subida a la página de la banda, diciendo: "Chris sabe por qué ya no es miembro de Slipknot. Estamos muy decepcionados de que haya decidido echar culpas e inventar acusaciones, en vez de hacer todo lo necesario para seguir siendo parte de Slipknot".

Taylor también se refirió a las acusaciones a través de Twitter, diciendo: "Intenta ser acusado falsamente de robar dinero de alguien que te importa, y que muchos de tus fans lo crean".

Fehn, conocido por usar una máscara con nariz de Pinocho, participó en todos los álbumes de la banda hasta .5: The Gray Chapter de 2014.


Fuente: Blabbermouth
Con tecnología de Blogger.